De fuego en fuego, la historia de Aidé y Luis

Ana Gabriela Roblescontenido2 Comments

Hoy por la mañana, alrededor de las 10:30, mientras estábamos facilitando la sesión dos del curso de Concibe tu Carpa Alumbra tu Barrio entro una llamada al teléfono de la oficina de Mamá changuito – Carpa Roja Coyoacán. Marina quien me apoya está de vacaciones así que tuve que poner en mute la interfaz para contestar. Corrí con suerte porque hoy me tocaba solo moderar la sesión desde el apoyar a la co-creadora que estaba exponiendo su tema.

Del otro lado escuche “Hola soy Luis, me puede dar informes sobre el Retiro de Carpas Rojas en Wirikuta, es que mi esposa quiere ir y quiero saber si la puedo acompañar y puede venir nuestro bebé”. ME encanto escucharlo ya que era la segunda llamada de una mujer preguntando si su sagrado masculino podía acompañarla, claro sin involucrarse en el proceso que es para mujeres.

En ese momento no tenía la respuesta en la mano, y me sentí muy tensa porque tenía que poner atención de la capacitación, le pedí a Luis regresarle la llamada posteriormente y así lo hice. Nos buscamos varas veces antes de retomar la conversación ya al filo de las 1700 horas.
En ese momento, después de varios intentos me contestó Aidé, me dijo que Luis estaba ocupado y que ella podía tomar el recado. Le comenté como estaba la cosa del hospedaje y de la logística para su marido y su bebé.

De pronto me die “es que te tenemos que contar”. En ese momento ya estaban los dos en la línea y me tenían en altavoz. “Te conocimos en el Tajín y después de lo que nos dijiste allí, hoy ya nuestro bebé tiene 9 meses”. En ese momento mi cuerpo tuvo una reacción inmediata, piel china y lagrimita, no de Candy, si no rodando mejilla abajo.

“Así es” me dijo. “Finalmente te volvimos a encontrar es por eso que vamos a ir a Wirikuta, apártanos ya el lugar”. Y me contó que estando en el club de Lactancia sus amigas le contaron que se habían inscrito al curso de Concibe tu Carpa, Alumbra tu Barrio y que le mostraron la página del mismo. En ese momento confesó haber sentido un “la volvimos a encontrar” y explorando la página. “Así fue como dimos con la página del retiro”.
Les confesé sentirme totalmente conmovida y no recordar en absoluto lo que compartí en el Tipi durante Tajín 2015, pero al mismo tiempo sentirme profundamente feliz de que en sus brazos este ya su bebé y se encuentre sano y creciendo ya 9 meses en esta encarnadura.

Antes de cerrar la llamada Aidé me dijo “para nosotros es importante volverte a ver, que conozcas a nuestro bebé por que será como cerrar algo y abrirlo al mismo tiempo”. Palabras más palabras menos, terminé la llamada agradecida profundamente con la divinidad, sintiéndome en gratitud y total humildad por haber sido canal a través de la voz, frente al fuego sagrado, que permitió crear esta realidad en la bella pareja de Aidé y Luis.

Ahora me siento contenta pues en un ciclo lunar estaremos reunidos nuevamente frente al fuego sagrado, velando a cielo abierto y agradeciendo juntos la vida que hoy está entre sus manos.

“Te conocimos en el Tajín y después de lo que nos dijiste allí, hoy ya nuestro bebé tiene 9 meses”. Aidé
About the Author

Ana Gabriela Robles

Estoy al servicio de tu transformación, para que sanes tus heridas, actives tus memorias, liberes tu sombra, entonces con los ciclos, despiertes el amor propio, encuentres tu verdad y te atrevas a ser y nutrir la maravilla de SER que realmente eres. Te acompaño en el Camino de la Mujeridad a través de diferentes técnicas de sanación, sistemas, procesos y ceremonias.

2 Comments on “De fuego en fuego, la historia de Aidé y Luis”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.